Mercurio entra en Piscis

shaman_by_shapovalov-d36mnwdMercurio viajará por Piscis desde el 5 de febrero hasta el 13 de Abril 2013. Estará tanto tiempo en este signo porque estará retrogrado desde el 23 de febrero hasta el 17 de marzo.
Este mes tenemos ya Marte en Piscis y de la misma manera que nuestro dios guerrero se siente algo desplazado en este signo, nuestro racional Mercurio tiene que aprender a fluir desde el hemisferio derecho en Piscis. Si nos aferramos a la lógica y el intelecto podemos sentirnos bastante desorientados y confusos. Si sintonizamos nuestra mente (Mercurio) con el mundo fluido del inconsciente (Piscis), sus imágenes, mensajes y su poesía, podemos usar este tránsito de una forma más positiva. Os recomiendo especialmente el trabajo con los sueños: empezar un diario donde anotamos todos nuestros sueños este mes será muy fructífero. Toda actividad que nos hace conectar con nuestra intuición es también una buena forma de elevar la energía de Mercurio en Piscis. Si siempre quisisteis aprender Tarot o hacer un curso de registros akáshicos , ahora es el momento. La escritura creativa, la meditación o el simple soñar con los ojos abiertos para descansar la mente son algo afín a este tránsito.
La comunicación se puede trastocar, podemos perder claridad y de repente notar que nos cuesta expresarnos de una forma lógica y lineal. Podemos experimentar con otras formas de comunicación más sutiles, como por ejemplo “escuchar “las miradas, o percibir el Ser detrás de las palabras. Durante todo el mes es mejor poner especial énfasis en ESCUCHAR y SENTIR en lugar de dar tanta prioridad al Hablar y al Pensar en nuestros procesos comunicativos.
Ya que podemos sentir ganas de evadirnos de la cruda realidad este mes, especialmente las personas que tienen o han tenido problemas con diferentes tipos de adicciones, necesitan estar muy alerto e intentar de usar de una forma consciente y positiva este tránsito. En lugar de evadirnos podemos ampliar nuestra consciencia, incluyendo más planos y dimensiones de la realidad y así enriquecer nuestro universo personal.

© Margit Glassel

Leave a comment