Venus en Capricornio

venus in capricornVenus en Capricornio desde el 5 de noviembre hasta el 5 de marzo, 2014.

Nuestra  Afrodita estará en este signo mucho más tiempo debido a su retrogradación en Capricornio (desde el 22/12/2013 hasta el 1/2/2014). Un signo austero, ambicioso, donde hay poco espacio para el juego y la diversión; prevalece la estructura, el orden, la madurez. No suena muy bien, la verdad, si estamos enganchados en los aspectos más frívolos de la energía venusina. Aun así, este tránsito me parece una preciosa oportunidad para que todos podamos madurar y reestructurar nuestra forma de relacionarnos, no solo con la pareja y los más allegados, sino incluso con todas  las demás personas de nuestro entorno.

Estructura es lo que le encanta a Capricornio y podemos aprender a poner límites sanos. L@s antiguas hechicer@s usaban círculos mágicos de protección, algo que para mí es muy significativo en un nivel simbólico: Invocaban demonios y se relacionaban con ellos, ya sea  ordenándoles trabajos o subyugando su negatividad, pero siempre desde el interior de ese círculo sagrado seguro. Los yoguis del Tibet igualmente visualizan a su alrededor una gran rueda de protección, hecha de “Vajras”,  que no permite que  las fuerzas obstaculizadoras interfieran con su trabajo para el bien de los seres. Así que con Venus en Capricornio podemos aprender a poner límites sanos para protegernos de  nuestros “demonios” queridos, esas personas en el trabajo o incluso en nuestra casa que nos desquician y sacan lo peor de nosotros. Es lícito poner límites, decir que no y no tolerar el comportamiento abusivo.

Otro tema capricorniano es el compromiso. Venus puede volverse un poco ermitaña, comprometerse con su propio desarrollo, sus metas y ambiciones o, por el contrario, comprometerse con las relaciones significativas.  Igual os lleváis una sorpresa porque vuestro amor, con tendencias algo evasivas, os aparece con un añillo de compromiso y  por fin se decide. De todos modos, lo más interesante de este tránsito es sintonizarnos nosotros y usar la energía para definirnos, implicarnos de una forma sería y dar forma a nuestro futuro, ya sea con alguien o solos. Es una buena época para aprender disciplina y diligencia, al igual que para perderle el miedo ya sea a la soledad o al compromiso. La cuestión es avanzar y madurar, logrando pequeños triunfos en el  terreno emocional y relacional.

Venus además gobierna las finanzas y durante su tránsito es un buen momento para organizar nuestra economía, desarrollar estrategias y quizás empezar con un plan de ahorro o un análisis que nos muestra cómo podemos  gastar menos en cosas de poca importancia. Ahora conviene honrar la energía capricorniana, por ejemplo, desapuntándonos de actividades a las que hemos dejado de asistir (y sin embargo las seguimos pagando), o dándonos de baja en suscripciones que ya no son de nuestro interés.

Por último, también se asocia Venus con la creatividad, grande o pequeña, y en Capricornio nuestra creatividad tiene que aportarnos algo. Un buen momento para convertir un hobby en un segundo trabajo o para darle más energía a algún proyecto artístico que tenemos sin terminar. Nuestro esfuerzo creativo durante estos próximos  cuatro meses  puede proporcionarnos grandes frutos en el futuro.

Copyright@Margit Glassel.

Para consultas personalizadas y cartas astrales: margitglassel@yahoo.es

Leave a comment